domingo, 5 de abril de 2015

¿Ya no se habla de Syriza?

25 de enero 2015 elecciones en Grecia, seguidas con entusiasmo desde España como si de unas propias se tratara.

Las promesas de un partido limpio, de izquierdas y sin corrupción irrumpió en Grecia, tal fue el miedo en España, que hasta Mariano Rajoy fue a echar una mano allí, no a apoyar al contrario, sino a desacreditar al partido Tsipras.

Apoyos, mentiras, prensa, amenazas, miedo etc.… todo vale, con tal que los populistas que iban a acabar con el chollo de la troika, no fueran votados y así poder seguir con la austeridad a una mayoría mientras se enriquecen los e siempre.

Los griegos después de seis años de recesión y diez de recortes no tienen miedo a nada, ya que saben que a peor no se podía ir y no dudaron en dar toda su confianza al equipo de Tsipras, para que aplique la batería de medidas Pro-ciudadano y no contra el pueblo, como hace la política de la eurozona.

Aquí en España, la prensa y los votantes de la derecha empiezan a ponerse nerviosos y utilizan las mismas armas que contra podemos. Mentiras, cortinas de humo, fin de la democracia, no cumplirán etc.…

Para paliar la crisis, utilizando la mayoría absoluta y consultando con el parlamento Heleno, Tsipras sacó y cumplió día a día las medidas prometidas.

Se empezó por ampliar las prestaciones a pensionistas y los salarios mínimos interprofesionales, aunque desde el resto de Europa se veía con malos ojos, (claro, no sea que el resto e los ciudadanos de Europa vean los resultados)

Al segundo día, se obligó a las eléctricas a dar suministro a las más de 300.000 familias ¿Imagináis que eso sucede aquí? Sería imposible, aquí somos mas de hacer puertas giratorias para los políticos a esas multinacionales privadas o que la audiencia nacional perdone una deuda millonaria que las eléctricas deben al estado, mientras los dejamos que nos sigan exprimiendo en cada factura.

Syriza pone fin al austericidio, creando 4500 puestos de trabajo para la sanidad publica, no sin antes recordar a los cómplices de la ruina de Grecia, que a los recortes en sanidad lo llaman reforma, a los despidos movilidad y al cierre de hospitales, cambio de uso. Todo ello muy parecido a España, aquí algunos políticos con mucho dinero en Suiza, nos hacen culpables de la ruina que tenemos.

Alexis Tsipras, está preparado para seguir renegociando la deuda de Grecia, pero eso no significa que haya que pagarla entera, primero hay que ver quien prestó y en que condiciones se firmó, desde España los votantes del PP exigen como si fuera su dinero propio, el pago de la deuda de Grecia a España sin saber de donde sale aquel préstamo.

Ya veremos a ver cuando se enteren que ese préstamo no es del estado, sino de inversores privados que se valen del aval de nuestro país para llamarlo “la deuda de Grecia a España” Algunos han echado cuentas de cuantos hospitales van a construir cuando Grecia nos lo devuelva, pero eso como ya he explicado, nunca pasará, el dinero volverá a esos inversores anónimos y privados.

Tsipras elimina el copago y da cobertura médica a todos, ya están estos rojos comunistas gastando dinero, o a lo mejor no y han pensado que si no se tratan según que enfermedades, alguna se pueda convertir en una epidemia y luego ser peor el remedio que la enfermedad. La sanidad debe dejar de ser una victima de la austeridad y de los recortes, volver a ser un derecho de los ciudadanos y no un negocio.

Por aquí también el PP ha empezado a tomar estas medias que eran “populistas” hace 3 meses, como promesas electorales para las municipales de Mayo, con la diferencia que aquí nos lo promete la derecha y en Grecia un partido que miró por los ciudadanos, de ahí la gran diferencia.

Ahora las próximas medidas será proveer de electricidad gratuita a los hogares con mayor problema económico hasta 2016, mientras que se va recuperando la economía tal y como se ha podido ver en estos 3 meses.

El gobierno proveerá 30.000 viviendas sociales, con precios entre 70 y 220 también durante un par de años.

Ahora la pregunta de los que están en contra de estas medidas cuando las realiza la izquierda, pero que ven con buenos ojos cuando son propuestas por el Partido popular en las elecciones de Mayo.

¿Cómo van a pagar esto? De momento, con un nuevo préstamo que ha realizado Europa, esos mismos que exigen el pago de lo anterior aun sabiendo que no van a cobrar, son los mismos que han dado un nuevo empuje a Grecia.

También con la amnistía fiscal donde en cuestión de una semana se han recuperado mas de 100 millones de euros, eso sí, para las arcas del país y no como aquí para beneficio propio o de los amigos de quien hace una reforma fiscal.

Ahora toca negociar con los acreedores, pero desde una posición muy diferente, controlando cada euro que se mueve y dotando de mayor control la hacienda pública, dando un resultado anual calculado de unos 3700 millones de euros, aunque para ello se deba privatizar algunos servicios o nacionalizar otros.

¿Os imagináis aquí que las empresas privadas se pagaran sus deudas? ¿Y los que nos exprimen con servicios básicos como luz o gas pasaran a manos nacionales a precios normales?

Aquí parece ser todo esto una utopía, viendo los resultados de las elecciones en Andalucía y tampoco me extraña que hoy, salga Esperanza Aguirre diciendo que ha llegado a la política de nuevo, porque no quiere ver a Podemos gobernando y terminando con el bipartidismo.

Lo que queda claro es que aquí no conviene ya hablar de Grecia, después del crecimiento que lleva en 3 meses con un gobierno populista.

Aquí damos 6 días de información del accidente en los Alpes con 150 muertos, mientras se esconden los verdaderos problemas y tramas en el congreso.

150 muertos en los Alpes en los que se nos han dado todo tipo de información morbosa y apenas ese mismo número de muertos en un atentado en Kenia a 150 estudiantes, no ha llegado ni a cierta prensa.

Nos falta mucho patriotismo de verdad y nos sobra mucho patriotismo de bandera.

Fuente:  http://www.publicoscopia.com/tribuna-libre/item/3778-ya-no-se-habla-de-syriza.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario