jueves, 19 de mayo de 2011

Protestas. la unión federal de policía denuncia presiones políticas respecto a qué hacer con los indignados

MADRID, 19 (SERVIMEDIA)

La Confederación Española de Policía (CEP) criticó hoy que la Delegación del Gobierno en Madrid permitiese la vuelta de los indignados a la Puerta del Sol tras el desalojo que siguió a la concentración que tuvo lugar el pasado domingo en este céntrico lugar de Madrid.

Alfredo Perdiguero, portavoz de la UFP, dijo a Servimedia que los policías están a las órdenes de lo que mande la Delegación del Gobierno, que es quien debe decidir cómo aplicar la decisión de la Junta Electoral.

Según Perdiguero, lo que no se es posible es que la Policía quede como la mala, ya que tanto la decisión de desalojar como de no hacerlo debe ser tomada por la delegada del Gobierno, Dolores Carrión.

Al mismo tiempo, este portavoz de la UFP dijo que está habiendo muchas presiones políticas sobre cómo debe actuarse con los llamados indignados. En todo caso, Perdiguero señaló que si se da la orden de desalojar la Puerta del Sol, la Policía Nacional elegirá el momento adecuado para ejecutar esta medida.

(SERVIMEDIA)

No hay comentarios:

Publicar un comentario