jueves, 10 de junio de 2010

El Gobierno se juega la hucha de las pensiones comprando deuda española

El Gobierno ha usado la hucha de las pensiones para comprar deuda pública al Tesoro y lograr dinero para mantener su errática política de gasto. Ha vendido bonos de Francia y Alemania (que son más seguros) para comprar españoles (que son más rentables). Esto es ilegal.


2010-06-10

LORENZO RAMÍREZ

El Fondo de Reserva de la Seguridad Social fue creado en 2003 por el Gobierno de José María Aznar para constituir una hucha de las pensiones que pudiera servir al Estado para financiar el sistema de protección cuando entrara en números rojos. Es una caja en la que el Gobierno debe ir metiendo todos los años el superávit de la Seguridad Social y destinar esos fondos a inversiones totalmente seguras. Para ello creó una Ley que ahora el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero ha decidido violar.

El Gobierno ha decidido vender deuda francesa y alemana que tenía en la hucha de las pensiones para comprar bonos españoles. Es decir, que cambia productos financieros de la máxima calidad por otros de menor solvencia, sacrificando seguridad por rentabilidad.

Esto va contra la Ley 28/2003, de 29 de septiembre, reguladora del Fondo de Reserva de la Seguridad Social, que establece que el Fondo sólo puede invertir en deuda "que tenga la máxima calidad crediticia", y la española, desde enero de 2009, ya no lo es.

Los datos aparecen en el informe que la secretaria de Estado de la Seguridad Social manda todos los años a las Cortes Generales. En concreto, durante el pasado año el Comité que gestiona la hucha de las pensiones decidió vender (enajenar) deuda pública alemana y francesa por un importe de 5.194 millones de euros, para comprar deuda pública española.

El informe oculta que los bonos germanos y galos tienen la máxima nota de las tres agencias calificadoras (Moody´s, Fitch Ratings y S&P), pero los españoles no. S&P rebajó por primera vez la calidad de la deuda española en enero de 2009 y recientemente la ha vuelto a castigar. Por su parte Fitch tampoco confía en la solvencia de las finanzas públicas españolas y Moody´s se prepara para rebajar también la nota.

Esta estrategia del Gobierno se debe fundamentalmente a los problemas que tiene el Estado para seguir vendiendo deuda española en los mercados internacionales. Las rebajas de la calidad de los bonos y obligaciones españoles obliga al Tesoro a elevar la rentabilidad que ofrece a los compradores para que estos sigan adquiriendo títulos a pesar de que ha aumentado el riesgo de impago del Estado español.

Pero la Seguridad Social quiere darle la vuelta al argumento y defienden que esta decisión de utilizar el Fondo de Reserva de las pensiones para financiar el extraordinario aumento del gasto público se debe, precisamente, a la mayor rentabilidad que ofrece la deuda española respecto a la de las locomotoras europeas (Alemania y Francia) y a otras economías europeas que están mejor posicionados, como Suecia o Dinamarca u Holanda.

Seguir leyendo en el siguiente enlace:

http://www.libertaddigital.com/economia/el-gobierno-se-juega-la-hucha-de-las-pensiones-comprando-deuda-espanola-1276394766/


No hay comentarios:

Publicar un comentario